Autor del archivo

Día 6 Novena al Padre Hurtado

Día 6. Profeta de la Justicia.

Te invitamos a ponerte en presencia de Dios, haciendo la señal de la Cruz

Lee el Evangelio de Mateo 5; 1-2.

Reflexionemos con las siguientes preguntas:
¿Normalmente mis acciones son juntas o injustas?
¿Qué situaciones de injusticia conocemos actualmente?
¿Qué podemos hacer para superarlas?

Oremos juntos por la siguiente intención:
San Alberto Hurtado, hoy te pedimos por los que sufren injusticias y que tienen pocas posibilidades, de reivindicar sus derechos. Ayúdanos a ser constructores de paz y justicia en un mundo sumergido en diferencias, rivalidades y abuso de poder.

Cerramos con la oración del Padre Hurtado

PADRE ALBERTO HURTADO
Apóstol de Jesucristo,
servidor de los pobres,
amigo de los niños
y maestro de juventudes,
bendecimos a nuestro Dios
por tu paso entre nosotros.

Tú supiste amar y servir.
Tú fuiste profeta de la justicia
y refugio de los más desamparados.
Tú construiste con amor
un hogar para acoger a Cristo.

Como un verdadero padre,
tú nos llamas a vivir la fe
comprometida, consecuente y solidaria.

Tú nos guías con entusiasmo
en el seguimiento del Maestro.
Tú nos conduces al Salvador
que nuestro mundo necesita.

Haznos vivir siempre contentos
aun en medio de las dificultades.
Haz que sepamos vencer el egoísmo
y entregar nuestra vida a los hermanos.

PADRE HURTADO,
HIJO DE MARÍA Y DE LA IGLESIA,
AMIGO DE DIOS Y DE LOS HOMBRES,
RUEGA POR TODOS NOSOTROS.

Amén.

 

Leer más Sin comentarios

Novena al Padre Hurtado, día 5

Novena día 5. Refugio de los más desamparados.

Te invitamos a ponerte en presencia de Dios, haciendo la señal de la Cruz

Lee el Evangelio de Lucas 7; 18-23.

Reflexionemos con las siguientes preguntas:
¿De qué maneras ayudó el Padre Hurtado a los desamparados de su tiempo?
¿Quienes son en nuestro medio los más desamparados?
¿Qué puedo hacer hoy por ellos?

Oremos juntos por la siguiente intención:
San Alberto Hurtado, hoy te pedimos por el personal de salud de nuestro país que en estos tiempos de pandemia se han convertido en cobijo, compañía y esperanza de los más desamparados. Tú qué construiste con amor un hogar para acoger a los más pobres, ayúdanos a llenarnos un poco de ti y poder acompañar a los que necesitan.

Cerramos con la oración del Padre Hurtado

PADRE ALBERTO HURTADO
Apóstol de Jesucristo,
servidor de los pobres,
amigo de los niños
y maestro de juventudes,
bendecimos a nuestro Dios
por tu paso entre nosotros.

Tú supiste amar y servir.
Tú fuiste profeta de la justicia
y refugio de los más desamparados.
Tú construiste con amor
un hogar para acoger a Cristo.

Como un verdadero padre,
tú nos llamas a vivir la fe
comprometida, consecuente y solidaria.

Tú nos guías con entusiasmo
en el seguimiento del Maestro.
Tú nos conduces al Salvador
que nuestro mundo necesita.

Haznos vivir siempre contentos
aun en medio de las dificultades.
Haz que sepamos vencer el egoísmo
y entregar nuestra vida a los hermanos.

PADRE HURTADO,
HIJO DE MARÍA Y DE LA IGLESIA,
AMIGO DE DIOS Y DE LOS HOMBRES,
RUEGA POR TODOS NOSOTROS.

Amén.

Leer más Sin comentarios

Novena al Padre Hurtado, día 4

Te invitamos a ponerte en presencia de Dios, haciendo la señal de la Cruz

Lee el Evangelio de Mateo 19, 16-22.

Reflexionemos con las siguientes preguntas:
¿Por qué el Padre Hurtado lograba entusiasmar a los jóvenes?
¿Es posible que los jóvenes hoy día se entusiasmen por Cristo?
¿Qué debemos hacer para que esto suceda?

Oremos juntos por la siguiente intención:
San Alberto Hurtado, hoy te pedimos por los docentes que luchan por enseñar y educar jóvenes para el presente y el futuro de Chile, también te pedimos por quienes quieren aprender de ti para darle luz al mundo.

Cerramos con la oración del Padre Hurtado:

PADRE ALBERTO HURTADO
Apóstol de Jesucristo,
servidor de los pobres,
amigo de los niños
y maestro de juventudes,
bendecimos a nuestro Dios
por tu paso entre nosotros.

Tú supiste amar y servir.
Tú fuiste profeta de la justicia
y refugio de los más desamparados.
Tú construiste con amor
un hogar para acoger a Cristo.

Como un verdadero padre,
tú nos llamas a vivir la fe
comprometida, consecuente y solidaria.

Tú nos guías con entusiasmo
en el seguimiento del Maestro.
Tú nos conduces al Salvador
que nuestro mundo necesita.

Haznos vivir siempre contentos
aun en medio de las dificultades.
Haz que sepamos vencer el egoísmo
y entregar nuestra vida a los hermanos.

PADRE HURTADO,
HIJO DE MARÍA Y DE LA IGLESIA,
AMIGO DE DIOS Y DE LOS HOMBRES,
RUEGA POR TODOS NOSOTROS.

Amén.

 

Leer más Sin comentarios